¿Qué visitar?

Catacaos

A 12 km al suroeste de Piura

Tierra de habilidosos artesanos que sobresalen en el arte de la filigrana, tallado de madera, tejido y cerámica. Son famosos también por la elaboración de sombreros de paja toquilla. Como en Piura, la gastronomía de Catacaos es diversa, pero sobre todo exquisita. Se recomienda visitar sus famosas picanterías, donde se puede deleitar con un cebiche de mero, un seco de chabelo o un típico majado de yuca.

Calle Comercio

Centro de Catacaos

Principal arteria artesanal de Catacaos, donde podrá encontrar y adquirir las manifestaciones artesanales más importantes de este distrito y conocer de cerca la destreza en su elaboración.

Artesanías de Catacaos © Pilar Olivares / PROMPERÚ

Sitio arqueológico de Narihualá

A 3 km al sur de Catacaos

La cultura Tallán dominó este territorio territorio entre los años 700 y 1500 dC Entre su herencia arqueológica destaca una gran huaca construida en adobe, que sirvió como centro político-administrativo y albergue al cacique de Narihualá.

Complejo Arqueológico Narihualá © PROMPERÚ

Chulucanas

A 60 km al este de Piura

Chulucanas es famosa por su cerámica de temática costumbrista, elaborada con técnicas e insumos únicos en el mundo, lo que ha valido la obtención de su Denominación de Origen. Se exporta con éxito a países como Estados Unidos, Francia y Alemania.

Artesano de Chulucanas © PROMPERÚ

La Encantada

A 5 km al sur de Chulucanas

Legendario caserío de ceramistas herederos de la cultura Vicús (100 a. C. - 400 d. C.), civilización que destacó por sus trabajos en cerámica de técnica escultura-realista. También en el año 2015, el Banco Central de Reserva dedicó una de sus monedas de la serie Riqueza y Orgullo del Perú a la cerámica Vicús.

Elaboración de cerámica © PROMPERÚ

Paita

A 60 km al oeste de Piura

Dicen que la luna de Paita y el sol de Colán son los más bellos del planeta, haciendo referencia a un refrán popular. Lo que sí es un hecho es que durante todo el año, muy cerca de Piura, podrá disfrutar de las playas de aguas cristalinas y practicar deportes acuáticos.

Colán

A 15 km al norte de la ciudad de Paita

En este balneario de arena fina y de aguas tranquilas, podrá disfrutar de un atardecer perfecto desde una de sus casonas de madera levantadas sobre pilotes de algarrobos, construcción característica de Colán. Cuando la marea sube, el agua corre por debajo de las casas, una experiencia única. Aquí puedes encontrar los mejores restaurantes y hospedajes de Paita. La mayoría se encuentra frente al mar y cuenta con piscina y otras comodidades. Muy cerca, conocerás la Iglesia San Lucas de Colán; se cree que fue una de las primeras iglesias en ser edificadas en el Perú en el siglo XVI.

Turistas en la playa Colán © PROMPERÚ

Yacila

A 17 km al suroeste de la ciudad de Paita

Caleta de pescadores que se convertirá en un balneario muy apreciada durante los meses de verano, por estar retirado del bullicio de otras playas vecinas y por su ambiente calmo. Su playa es idónea para paseos en bote o motonaútica y nadar en mar abierto.

Surfistas en la playa Yacila © PROMPERÚ

Isla Foca

A 22 km al suroeste de Paita

Desde la pequeña caleta de pescadores, La Islilla, se puede embarcar hacia la isla Foca, un lugar lleno de fauna marina, aguas tranquilas y poco profundas. Allí, en un corto paseo por los alrededores podemos observar lobos marinos, pingüinos de Humboldt y, entre julio y octubre, alguna ballena jorobada.

Ballena jorobada en Máncora © Rob y Anahí Williams / PROMPERÚ

Museo Elba Aranda de Sarango

A 30 km por la carretera Paita-Sullana. Distrito de La Huaca

Exhiba fósiles marinos, fluviales y terrestres, podrá elegir el esqueleto parcial de una ballena, dientes de tiburones, restos de caimanes, ostras de gran tamaño, entre otros interesantes fósiles.

Museo Elba Aranda de Sarango © PROMPERÚ